domingo, 5 de diciembre de 2010

Mi Abuelo




1995 no solo fue el año en que Dragonfall despegó como el fenómeno que aquí recordamos. Mi alegría de entonces se vió empañada por un triste hecho. 1995 fue el año en que mi abuelo se nos murió a medias.

Jesús Gonzalez Medel era la imagen misma del bilbaino de toda la vida, dicharachero, campechano, un tanto gruñón y amigo de la buena mesa. Tenía un fino sentido del humor y le encantaba la ironía y el estilo de humoristas como Tip y Coll, Los Hermanos Marx, o Martes y Trece. Tambien tenía sus cosas, como no sacarse el carnet de conducir, o la manía a los aviones, y preferir patearse Europa en autocar o en tren (ambas cosas que yo comparto) En 1995 , debido supongo a su conocida autoindulgencia, le sobrevino un trombo que le provocó dos infartos cerebrales consecutivos. No se quedó en el sitio, pero casi, porque desde entonces quedó postrado en una silla de ruedas, con el habla y el lado derecho de su cuerpo inútiles. Esto ocurrió justo durante nuestro triunfal salón del Comic de Barcelona de ese año. Aún siguió siendo un hombre dicharachero, pero solo se expresaba en código binario: “si, si, no, si, no, no…” e intercalando algún muy bilbaino “Joer”. El porqué de este palabreo se pierde en el misterio que aún envuelve a la mente humana y las muchas formas en que esta puede escacharrarse…  Naturalmente, de esta forma era casi imposible entenderle, y eso le fue sumiendo en la soledad y la apatía.

Este mismo año, mientras alternaba la realización de El Chullo 5 y Kung Fu Mousse, tuve que dejarlo todo e ir de urgencia a Bilbao porque una nueva embolia acabó con lo que aún quedaba de mi abuelo. Habían sido exactamente 15 años de “si, no si, joer” Los mismos que tiene Dragon Fall. Nunca dejé de sentirme mal porque la enfermedad le sobreviniera cuando yo me encontraba viviendo un momento tan dulce. La ironía, que tanto gustaba a mi abuelo, fue especialmente cruel. Pero no todo iba a ser malo, porque hasta el último dia, gozó de la compañía y el cariño de mi abuela, de sus hijos, y de todos sus nietos, que por suerte, hemos heredado del primero al último, ese carácter bromista y el gusto por la mala leche. González y de Bilbao, nada menos.

A la memoria de mi abuelo, de manera especial, van dirigidos mis dos lanzamientos de este año. Alguien que disfrutaba tanto con el humor no merece menos.


6 comentarios:

Etbaal dijo...

Buf, te doy el pesame y ya sabes. Siemrpe nos queda los recuerdosde aquellos a quienes queremos.

Toyi dijo...

Estoy seguro que aunque no pudiera expresarlo, se sentiría orgulloso de su nieto...
Goian bego.

Madcore dijo...

Te acompaño en el sentimiento. Mi abuelo nos dejo en nochevieja del 2003 despues de ganarle 4 años a la vida contra todo pronostico, y toda la familia le hechamos en falta cada dia que pasa. Ha tenido que ser duro vivir 15 años con esa incertidumbre, ya que nosotros pasamos 4 de la misma manera. Solo puedo darte animos y como ya han dicho por aqui, los recuerdos haran que lo tengas siempre cerca.

Mikel87 dijo...

Lo siento mucho, aunque como ya han dicho antes, recuérdale por todos los buenos momentos que te habrá brindado.

Meri dijo...

Te acompaño en el sentimiento.
Recibe un abrazo bien grande de mi parte.

Nachomon dijo...

Muchas gracias a todos. Ya lo tengo más superado, y gracias a eso, he podido compartirlo con vosotros. Un abrazo.